Recientemente se intensificó la lucha digital (adicional a la que por 60 años se ha librado encarnizadamente en el mundo real) de los que están a favor o en contra de mantener el Bloqueo a Cuba.

Ambos bandos enfrentados luchan por demostrar quién es la MAYORÍA, pues saben que de eso depende la credibilidad de cada quien y, en buena parte, las posibles decisiones de Biden y/o el Congreso estadounidense. Ambos bandos se asumen como mayoría y se auto proclaman como tal, pero ninguno de los dos lo logra demostrar sin que a nadie quepa dudas.

Los países que cada año votan en la ONU contra el bloqueo sí han logrado demostrar que la mayoría de los Gobiernos del mundo está en contra de esas injustas sanciones (todos menos USA e Israel), pero es tanta la presión de la ultra derecha cubana en EEUU que eso no ha sido suficiente.

.

.

Quizás sea por eso, que en medio de esta agudizada controversia haya surgido y avance manera arrolladora un nuevo jugador, decidido a echar la batalla sin peleas internas, incorporando la opinión pública estadounidense e internacional, en una masiva campaña mundial de PUEBLO A PUEBLO.

Se trata de NEMO (No Embargo Cuba Movement), quien comenzara hace sólo 3 meses en Facebook, ya tiene 91 mil miembros y se ha propuesto llegar a los 100,000 el 7 de Mayo cuando se cumplen 100 días de su creación, además de contar con la Plataforma Digital No Embargo Cuba (NoBloqueoCuba.com en español), en la cual ya se recogen más de 35,000 fotos de cubanos, cubanoamericanos y amigos de Cuba por el mundo pidiendo el fin del embargo / bloqueo. Si se lograron esos números y más de  5 millones de reacciones en 91 días qué no podría lograrse si tú y tus amigos deciden UNIRSE y apoyar el Movimiento.

Los fundadores, activistas y miembros de NEMO están haciendo un gran esfuerzo por incorporar más y más simpatizantes a su causa, pero hay DOS FORMAS de matar pájaros al vuelo y algunos están usando la menos efectiva. La gran mayoría de los participantes está convencida de la extrema, y urgente necesidad, de demostrar que quienes se oponen al bloqueo son la MAYORÍA. ¿Cómo se logra eso? Pues invitando personas a sumarse al Movimiento. Simple, ¿verdad? No. No tanto.

 

No tanto, pues aquí viene lo que algunos están haciendo mal. Cuando un cazador aficionado sale a cazar pájaros (y el autor de estas líneas está en contra de la caza por placer de cualquier especie) lleva una escopeta de perdigones y dispara “al bulto” a la bandada. ¿Logra tumbar algunos pájaros? Sí, pero son más las balas que gasta que las presas que cobra.

Un cazador profesional selecciona cuidadosamente el blanco, toma en cuenta la velocidad de vuelo, calcula el punto donde va a estar su objetivo dentro de unos pocos segundos, apunta cuidadosamente y dispara… y en el 90% de los casos cobra la pieza.

Entre los fervientes y motivados miembros de NEMO, muchos tienen una extensa y muy variada lista de amigos, a quienes les envían la invitación. Y se sienten bien con ellos mismos porque “ya agregaron 40, 60 o 100 amigos al Grupo“. No, no es así. Cuando Facebook les notifica su invitación y ven “No Embargo Cuba“, entre sus múltiples problemas y prioridades muchos ven a Cuba como algo lejano o idílico y no toman ninguna acción.

Otros no tienen la menor idea de qué es el “embargo“. Y otros se sienten molestos por la palabra, pues están acostumbrados a llamarle “bloqueo“. Algunos se llevan la impresión de que simplemente es “otro grupo más” donde los cubanos vienen a ofenderse los unos a los otros o a pelearse por viejas “consignas“. ¿Resultado? Qué sólo unos pocos, muy pocos de esos 40, 60 o 100 invitados se suman a este proyecto de todos. Entonces, no hemos hecho más que disparar perdigones al aire o arar en el mar.

Invitar miembros “al bulto” ya casi no funciona, pues eso tiene un “techo” reflejado en que casi todos los que iban a sumarse por las invitaciones colectivas ya están con el Movimiento a lo que se agrega las trabas que pone Facebook al que piensa “crecer sin pagar“.  A partir de ahora sólo dos cosas pueden hacerles crecer:

1. Incorporar a “líderes de opinión“: periodistas tradicionales o independientes, personas que administren grupos, que tengan sus canales en Youtube u otras plataformas, que sean respetados y escuchados en las organizaciones a las que pertenecen, que tengan influencia sobre muchas otras personas… y los promuevan. O…

2. Hablar (por teléfono o chat o WhatsApp) con cada persona en particular. Explicarles que se trata de un grupo diferente, diverso, con puntos de vista muy variados, que no se discuten en los marcos del Grupo, que no se permite entrar en debates o peleas pírricas para mantener “la unidad en la diversidad” y el foco en el objetivo que les une: el fin del bloqueo que tanto daño hace a las familias cubanas, e incluso a los ciudadanos estadounidenses.

Indudablemente, no es tarea fácil, pues unos dicen que jamás pedirán “por favor” nada que merezcan por derecho, y entonces tendrás que invertir tiempo en explicarles que decir “por favor” no humilla, no les hace ver débiles, sino todo lo contrario: es muestra de educación y fortaleza.

Otros te dirán que “si no pueden decir que “¡Viva ese líder que aman! o ¡Abajo aquel que detestan! pues no quieren participar“. Y entonces tendrás que invertir tiempo en cuestionarles si esa “limitante” es más fuerte que el amor por su familia, por su gente… si es más fuerte que todo el daño que el bloqueo provoca… y que hay miles de grupos en Facebook para debatir y pelearse todo lo que se quiera, pero UNO SÓLO para unificar, bajo un mismo manto a todos los que luchan por levantar el embargo.

Y otros argumentarán que jamás participarán en un grupo que use esa palabra, porque la que debe usarse es “bloqueo“, y entonces tendrás que invertir tiempo en preguntarles si esa controversia de términos, en la que llevamos enfrascados 60 años, es más importante que lograr quitar o debilitar al máximo eso “como se llame“, que es realmente lo que cuenta.

Y por último, están los que te dirán que no apoyan porque tienen viejas cuentas pendientes con el Gobierno de Cuba o están en contra del sistema de la Isla, y entonces hay que invertir tiempo en preguntarles si esas viejas cuentas o esa preferencia política es suficiente como para ponerlas por encima de un pueblo digno, que lleva 60 años sufriendo sanciones injustas e ilegales.

.

.

Sí, distinguidos Miembros actuales y futuros de NEMO, tendrás que invertir tiempo si de verdad quieres acabar con el Bloqueo. Tiempo que nunca sobra (y créanme que conozco ese sentimiento). Y sé que en ocasiones uno se siente frustrado, pero el propósito amerita el esfuerzo, y la satisfacción de ver el grupo crecer es inmensa, aunque infinitamente menor a la que todos sentiremos el día en que se logre llegar a la meta… porque no le quepa duda a nadie, por ese pueblo bonito, por esos niños que no tienen por qué heredar peleas que no pidieron, y por esos padres que nos dieron la vida, VAMOS A LLEGAR A LA META.

.

Si aún no te decides, echa un vistazo a NoEmbargoCuba.com y ve con tus propios ojos lo que se está haciendo. Luego haz clic en “Unirse” o ve directo al Grupo haciendo clic aquí y díle a la familia cubana que estás con ellos. #PuentesDeAmor , #NoEmbargoCuba

.