Con los republicanos del Senado ahora relegados al estatus de minoría, uno pensaría que comenzarían a reflexionar sobre el comportamiento que llevó a su deslizamiento de cuatro años de controlar tanto la Cámara como el Senado, así como la Casa Blanca, a perder completamente su capacidad de tener las manos en las palancas del poder.

En cambio, como el senador Marco Rubio demostró esta mañana en una aparición en Fox News Sunday, continúan negándose a admitir que la incitación sediciosa de una multitud rebelde de partidarios de Trump por parte del entonces presidente fue la chispa que encendió el furioso infierno en que se convirtió la insurrección del 6 de enero en el Capitolio.

En lugar de apoyar el posterior juicio político de Donald Trump debido a su campaña de mentiras y violenta rebelión, el senador Rubio aparentemente cree que el traidor ex presidente no debería enfrentar consecuencias por sus semanas de intentar socavar la Constitución que había jurado defender.

Hablando con el presentador del domingo de Fox News , Chris Wallace, el senador de Florida declaró que tomaría medidas para desestimar los artículos de juicio político presentados contra Trump lo antes posible, confiando repentinamente en la tarjeta de “unidad nacional” como excusa.

“Creo que el juicio es una estupidez”, le dijo Rubio a Wallace. “Ya tenemos un incendio en este país”, continuó, caracterizando el próximo juicio político como “un montón de gasolina”.

“La primera oportunidad que tenga de votar para poner fin a este juicio, lo haré”, prometió Rubio.

El republicano de Florida recordó el indulto del presidente Gerald Ford a Richard Nixon, calificándolo como una “retrospectiva” importante para “hacer avanzar el país“, a pesar de que en el caso de Nixon su renuncia al cargo al menos implicaba una admisión de culpabilidad, mientras que Donald Trump se niega a admitir que perdió unas elecciones libres y justas y continúa insistiendo que le fueron robadas ilegalmente.

“Creo que [Trump tiene] derecho al debido proceso”, dijo Rubio a Wallace. “La Cámara no tiene muchos antecedentes de testigos porque lo hicieron muy rápido … creo que esto va a ser muy malo para el país”.

Por supuesto, la Cámara no tiene “muchos antecedentes de testigos“, ya que la fase de juicio de los juicios políticos donde se llama a los testigos se lleva a cabo en el Senado, no en la Cámara de Representantes. Narquito Rubio lo sabe, pero como es usual en ellos, prefieren confundir a la opinión pública que decir la verdad.

Los comentarios de Rubio no son un buen augurio para su desempeño como jurado imparcial en el próximo juicio político del ex presidente caído en desgracia.

Después de la diatriba de Rubio en contra de responsabilizar a Trump por la incitación a la insurrección que puso en peligro la vida de todos los miembros del Congreso y de su propio vicepresidente, Chris Wallace, quizás preguntándose si el posible desafío principal para su escaño en el Senado por Ivanka Trump podría estar detrás de la vociferante defensa de su padre, le preguntó si estaba preocupado por esa perspectiva.

“Realmente no me meto en los juegos de salón de Washington”, respondió Rubio.

“No soy dueño del escaño del Senado, no me pertenece”, continuó. “Si quiero volver al Senado de los Estados Unidos, tengo que ganarme eso cada seis años”.

Si ese es el caso, Rubio debería comenzar a prepararse de inmediato para la vida más allá del Senado, ya que su desempeño en su trabajo tanto antes como después del día de las elecciones no le ha valido más que una nota rosa.

Puedes ver una parte de la aparición del senador Marco Rubio con Chris Wallace en Fox News Sunday en los videos a continuación.

Aaron Rupar: Marco Rubio reconoce que Trump “es responsable” de la insurrección en el Capitolio, pero insiste en que responsabilizarlo con un juicio político es un paso equivocado porque “conmoverá” al país nuevamente.

Aaron Rupar: Marco Rubio deja en claro que no se arrepiente de que el Partido Republicano haya enganchado su vagón a Trump. Lo haría todo de nuevo si pudiera.

.

.