El Partido Republicano, aparte de la mayor desverguenza de su historia: Donald J. Trump, ha regalado a la humanidad especímenes de muy baja calaña, como Mitch McConnell y Lindsey Graham. Compitiendo con ellos por los primeros lugares está el senador republicano de Texas Ted Cruz y su voluntad de engañar a los votantes no conocen límites.

Después de todos los hechos y comprobaciones que demuestran con creces la derrota del desastroso candidato en funciones del Partido Republicano en las elecciones del 2020, Cruz ni siquiera ha cesado temporalmente en sus esfuerzos por difamar al Partido Demócrata por estar fuera de contacto con las preocupaciones de lo que el Partido Republicano considera perjudicialmente como estadounidenses “reales“, los ciudadanos de clase trabajadora, obreros a quienes los republicanos han socavado cuidadosamente durante décadas con sus políticas diseñadas para beneficiar cada vez más únicamente a la clase oligarca de este país.

Recientemente, esta caricatura barata de senador tuvo el descaro de tuitear esta risible publicación en la que afirma una reversión orwelliana de hechos que se refuta tan fácilmente que un niño de jardín de infantes probablemente podría refutar su ridícula afirmación.

Ted Cruz: Los demócratas de hoy son el partido de los ricos.

El Partido Republicano es y debe ser el partido de la clase trabajadora.

.

.

Es algo inaudito que el senador Cruz pueda creer que cualquiera puede tomar en serio cualquier cosa que diga después de hacer esta declaración seriamente falsa y deliberadamente engañosa.

Para colmo de todos los males, el Partido Republicano bajo la administración de Trump no solo aprobó un proyecto de ley de impuestos que sumió a la nación en una mayor deuda, creando una situación financiera que los ha llevado a afirmar ahora que tendrán que buscar recortar los derechos para mantenerse solventes: lo que es el código del GOP para recortar el Seguro Social y Medicare, pero han pasado meses negándose a aprobar un proyecto de ley de ayuda para la pandemia que pondrá dinero en los bolsillos de los ciudadanos de clase trabajadora que más lo necesitan durante estos tiempos difíciles de pérdida de empleo, desempleo, desalojos, y ejecuciones hipotecarias.

Los astutos observadores del Universo de Twitter notaron la cínica deshonestidad de Ted Cruz y le atacaron fuerte en sus respuestas a su tweet mal nacido, señalando su propio patrimonio neto extravagante y su matrimonio con el Director Gerente del gigante financiero Goldman Sachs como razones por las que sus opiniones sobre la clase trabajadora emana de una perspectiva distante y desconectada.

Quizás el senador Cruz debería simplemente aceptar la derrota del hombre que lo ha humillado una y otra vez con insultos sobre la apariencia física de su esposa y teorías de conspiración sobre su padre y guardar silencio hasta que el presidente electo Biden comience a tomar acciones que realmente ayudarán a la clase trabajadora.

El historial de votos de Cruz en el futuro seguramente demostrará que su tuit tan burlado que afirma que el Partido Republicano es el partido de la clase trabajadora es una de las mentiras más grandes que jamás haya dicho después de besar los pies de su maestro, el ahora derrotado presidente.

.

NOTA DE LA REDACCIÓN: Se avecinan tiempos difíciles, donde es prioridad mantenerse informados. Mientras otras publicaciones han comenzado a cobrar o piden donaciones, nosotros lo único que humildemente te pedimos es que vayas a nuestra página de Facebook y nos regales un LIKE. Muy agradecidos de que nos puedas apoyar en eso. Gracias. CLICK AQUÍ

.