P.S. Por favor, compartan esto con familiares y amigos. Ellos están haciendo todo lo posible porque no se sepa. Y nosotros todo lo posible por divulgarlo, porque nuestra gente firme la petición. Qué Scott sepa que no está solo.

.

Amnistía Internacional (AI), la organización que vela y actúa por los derechos humanos en todo el mundo, está haciendo un llamado a protestar y exigir que se le retiren los cargos al joven de Arizona que está a punto de ser condenado a 20 años de cárcel por el “horrible delito” de dejar agua en el desierto a los migrantes que llegan desesperados a Estados Unidos en busca de una vida nueva, en una situación similar a aquella en la que llegaron los abuelos y bisabuelos de los mismos que hoy lo quieren condenar.

En su llamado a la acción AI nos comparte:

“Scott Warren ha sido juzgado pero su juicio se declaró nulo porque el jurado no llegó a una decisión unánime para condenarlo, que era lo requerido. Concretamente ocho miembros lo declararon inocente y cuatro culpable. Por lo tanto el juez destituyó al jurado y convocó una audiencia para el 2 de julio en el que la fiscalía (el gobierno) indicará al tribunal si tiene la intención de volver a juzgar a Scott con un nuevo jurado. El Fiscal todavía puede retirar los cargos, por lo que sigue siendo muy necesario seguir firmando esta ciberacción. ¡La pesadilla de Scott puede acabar el 2 de julio si nos ayudas!“.

La crueldad y el odio de los que ya se atrevieron a poner a niños pequeños en jaulas y separar a niños y adolescentes de sus padres ahora se extiende a transmitirnos el claro mensaje de que “meterán a la cárcel a quien ayude a evitar que SERES HUMANOS mueran en el desierto“… Y lo lograrán si tú y yo, nuestros familiares y amigos no nos sumamos a esta justa causa de lograr la liberación de un hombre noble, a punto de pagar por su humanidad, y por su devoción a los ideales que un día fundaron esta gran nación.

Scott Daniel Warren vive en Ajo, Arizona, es profesor de Geografía de la Universidad de ese estado y colabora desde hace 10 años con la ONG “No Más Muertes“, cuyo solo nombre nos señala la inspiración que mueve al hombre que sin pretender nada a cambio, ha estado arriesgando su libertad y la tranquilidad de su familia por ayudar a miles de nuestros hermanos y hermanas. Ser pasivos y dejarlo a su propia suerte es “dejar que los malos ganen“. Es enviar el erróneo mensaje de que hagan lo que hagan, permaneceremos de brazos cruzados y eso no lo queremos tú y yo. Hoy es él. Mañana puedo ser yo. O tú. O nuestros hijos.

En Move On ya lograron 137,000 firmas y aquí tienen casi 21,000. ¡Tú puedes agregar la tuya: AQUÍ y AHORA!

El proceso contra Warren representa una escalada inaceptable de los patrones existentes que criminalizan a los defensores de los derechos de los migrantes“, dijeron analistas de la ONU y su abogado defensor no sólo argumentó que su representante había ayudado a los migrantes por “bondad humana básica“, sino que también reveló que su detención se produjo luego de que “No Más Muertes” difundiera un video en el que agentes de la Patrulla fronteriza destruían contenedores de agua que unos activistas habían dejado en el desierto.

Bajo la administración Trump, el gobierno -sostenido por esos republicanos de los llamados “valores familiares” que desfachatadamente se llaman a sí mismos “cristianos“, pretende criminalizar la ayuda humanitaria, la bondad y la solidaridad.

Y van a continuar así, a menos que hagamos algo. Y ese ALGO, comienza por firmar esta petición: que el mundo sepa que los hombres y mujeres buenos de Estados Unidos no estamos de acuerdo con esas políticas, tan sucias como inhumanas.

Esta lucha por Scott Warren es también por NOSOTROS, por los valores que llevamos dentro. Y por el futuro de nuestros hijos.